Nuestra esencia está arraiga en Menorca, la familiaridad y la confianza mutua son los dos pilares que sustentan las relaciones con nuestro equipo humano.

Los rangos en nuestra organización son sinónimo de responsabilidad, no de superioridad, con lo cual la cercanía entre los distintos niveles es latente